Tock, Tock ¿Quién es?
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Site & Staff
# Administración: andreaa♥, Jimms..!, нarley qυιnn
# Estado del Foro: Online
# Creado el: 23/09/12
# Temporada: 01
# Capitulo Act.: TBA
# Personajes: +00
# El foro se ve mejor con: Google Chrome. NO recomendamos utilizar Internet Explorer
Navegación
Capítulos

Últimos Mensajes
Últimos temas
» Marion Caulfield
Sáb Jun 14, 2014 8:15 pm por нarley qυιnn

» Alec D'Autremont
Jue Jun 12, 2014 10:36 pm por нarley qυιnn

» Robynne Hathaway ▶ Candice Accola
Jue Jun 12, 2014 6:37 pm por Jimms.~

» Lucinda Carstairs ▶ Teresa Palmer
Jue Jun 12, 2014 4:50 pm por Jimms.~

» If happy ever after did exist...ღ
Jue Jun 12, 2014 2:28 pm por andreaa;

» Charlyze Garroway ► Adelaide Kane
Jue Jun 12, 2014 2:07 am por andreaa;

» Charlyze Garroway
Jue Jun 12, 2014 2:04 am por andreaa;

» ■ Lista de Cuentos
Miér Jun 11, 2014 11:03 pm por Storybrooke

» I know you, I walked with you once upon a dream
Miér Jun 11, 2014 10:40 pm por нarley qυιnn

Online 24/7
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 15 el Mar Jun 03, 2014 8:12 pm.

Disclaimer
Storybrooke es un rol basado en la serie "Once upon a time". Los personajes que se encuentran dentro del foro han sido creado por los participantes en base a las historias de distintos cuentos y novelas. No obstante, el desarrollo del rol es totalmente original, por lo que se prohibe la copia..

No copies, sé original...
Storybrooke - ®2012

Alec D'Autremont

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Alec D'Autremont

Mensaje por нarley qυιnn el Jue Jun 12, 2014 10:36 pm

Storybrooke

21 años La Bella y la Bestia Estudiante de Filosofía y Letras | Encargado de la biblioteca de Storybrooke

Personalidad

¿Cómo describir a dos partes contradictorias que coexisten dentro una sola persona, pero que a su vez se complementan al formar parte la una de la otra? Howell y Alexandre son la prueba fehaciente de la contracción, cuyos orígenes se remontan a un antes y un después. Una virtud que lo definió como príncipe durante su vida en el bosque encantado fue la compasión. Entre las virtudes humanas, tal vez sea la más humana de todas. Poco importa la ideología, el status social y cultural de las personas. La compasión anula esas diferencias y hace que tendamos las manos a las víctimas, e incluso, a tu peor enemigo. Quedarse cínicamente indiferentes demuestra una suprema inhumanidad que nos transforma en enemigos de nuestra propia humanidad. La segunda actitud, afín a la compasión de Howell, fue la solidaridad.  

No por ser un hombre de palabra, o por permanecer casi siempre con un semblante serio e impasible, tiene que ser la persona con menos carisma que haya existido sobre la faz de la tierra, y eso se refleja en su actitud normalmente desenfadada. Howell es poseedor de un humor un tanto extraño, pues si hay algo chocante dentro de esta personalidad caballerosa son sus chistes baratos, sus bromas y comentarios directos al ego ajeno, y el afán por apuntar y disparar deliberadamente sobre todos aquellos que se sienten superiores. Siendo un hombre honorable y de principios esclarecidos denota cierta controversia en el adversario. Ser observador, además de ser una virtud por excelencia, es también una notoria ventaja en cuanto a técnicas de desarme se refiere: estudia primero a su adversario, lo observa - valga la redundancia - y almacena en su mente todos los puntos débiles en el campo de batalla. De tal manera, el éxito casi siempre está asegurado. Nunca intentes subestimarlo por que acabarás perdiendo.

Los gustos de Howell son variopintos. Su pasión por la lectura va más allá de los límites establecidos – un rasgo que heredó de su madre y su ferviente amor por los libros –. Otro de los rasgos más distintivos de la personalidad de Howell, es su carácter fuerte y determinante – herencia de su padre, el príncipe Adam –, además, de sus dotes y cualidades artísticas para el dibujo, la composición musical, y su hábil destreza en el manejo de la espada. Casi siempre se ha mostrado como alguien solitario, que posee talento para el mandato y, en determinadas ocasiones, un halo de grandeza que lo envuelve. Un príncipe con verdadera soltura y habilidad para solucionar los problemas en los que se inmiscuye, directa o indirectamente, entregado a su familia y a vivir la vida mientras pueda, siendo consciente siempre de todo lo que sucede a su alrededor y de los posibles riesgos que amenazan la seguridad de su familia. Desquiciantemente tranquilo, soñador pero no en exceso, correcto, algo presuntuoso y dudoso con respecto a los objetivos y fines de todo aquel que le rodea. La disciplina y dureza auto impuestas por él mismo prácticamente rigen su vida, haciendo que Howell sea un hombre de costumbres bien arraigadas e imantadas a su vida. Hacerlo cambiar de opinión no es una tarea fácil, por no decir imposible. Exigente hasta tal punto que basta una mirada suya para que realmente te des cuenta de que lo estás haciendo rematadamente mal.

¿Y cómo es Howell en las relaciones? ¿Cómo es el príncipe dentro de ese terreno de juego llamado amor? Para llamar la atención de un hombre como Howell una mujer debe ser más que una cara bonita para que puedan ser merecedoras de su fidelidad, tiempo y compañía; pues Howell en ese aspecto es estricto, porque una mujer debe de tener recursos, ser fiel a sus ideales. Pero esto no quiere decir que Alphonse no haya experimentado la atracción, la curiosidad, que en el peor de los casos fue alto el precio que tuvo que pagar al conocer una joven hechicera que quedó prendada a primera vista de Howell. Sin embargo, él al no corresponderle de la misma manera, lo maldijo con un hechizo de desfiguración y lo condenó a vivir como un marginado.  

En Storybrooke, es un joven particular de personalidad cerrada e introvertida, un chico con serios problemas de socialización, quien difícilmente se acerca a otras personas. Encontrarás difícil siquiera intentar descifrar lo que pasa por su cabeza, lo que piensa o siente; su vida es suya y no pretende dejar que nadie más se inmiscuya lo suficiente en ella como para conocer más de lo que se necesita. Su infancia estuvo marcada por la muerte de sus padres, quienes perdieron la vida en un incendio que no solo dejó heridas físicas si no también emocionales en Alexandre. Silencioso y demasiado reservado, llegar a conocerle en profundidad es tan difícil como ganarse su confianza. El sarcasmo y la ironía son sus lenguas maternas, ve como algo natural el hablar de forma despectiva con quienes, a su criterio, no dan la talla para siquiera acercarse y detallen su rostro surcado de cicatrices; prefiere ignorar a casi todo el mundo a su alrededor, no necesita de amistades ni seres cercanos y realmente son pocos los seres con los que disfruta estar en compañía.  

En alguna parte de su ser, Alexandre aun puede ser una buena persona, retazos que preserva de quien es en realidad. Sin embargo, te reto a encontrar a esa persona, a pasar a través de todo el dolor y la amargura que siente. Es un camino difícil, lleno de obstáculos impuestos por él mismo, planeados para que los demás no sean capaces de ver quien es - o puede ser - en realidad, de encontrar la bondad de su persona, de llevarle por un buen camino donde no necesite ser un verdadero bastardo con todo el mundo... Un poco porque, con todas las dudas que puede tener sobre su manera de accionar, él es como es y no hay motivos que lo hagan cambiar.

Alexandre nunca olvida, para él no hay rostros desconocidos, no si los ha visto al menos una vez en su vida, no hay palabras que no queden grabadas en su mente a menos que él no lo desee así, y aunque alguna que otra persona le resulta indiferente y pasa de su existencia hasta que se vuelve necesaria, si intentaste hacer que la pasara mal... O peor aún, lo lograste, ten por seguro que aprovechará cualquier momento de debilidad para devolverte el favor. Rencoroso, por supuesto; la palabra 'perdonar' está en su diccionario mental, pero se le dificulta demasiado aplicar su significado. No obstante, si consigues acercarte lo suficiente al témpano de hielo que representa su corazón, quizás pueda hacer una excepción a la regla.
     
Alexandre D'Autremont
Familia

Marius D'Autremont (Padre, fallecido)
Wilhelmina D'Autremont (Madre, fallecida)

xxxx xxxx (Padre adoptivo)
xxxx xxxx (Hermana adoptiva)

Amistades

text
text

Romances

Arianna Mills
text

Enemigos

text
text

El Bosque Encantado

21 años La Bella y la Bestia

Personalidad

¿Cómo describir a dos partes contradictorias que coexisten dentro una sola persona, pero que a su vez se complementan al formar parte la una de la otra? Howell y Alexandre son la prueba fehaciente de la contracción, cuyos orígenes se remontan a un antes y un después. Una virtud que lo definió como príncipe durante su vida en el bosque encantado fue la compasión. Entre las virtudes humanas, tal vez sea la más humana de todas. Poco importa la ideología, el status social y cultural de las personas. La compasión anula esas diferencias y hace que tendamos las manos a las víctimas, e incluso, a tu peor enemigo. Quedarse cínicamente indiferentes demuestra una suprema inhumanidad que nos transforma en enemigos de nuestra propia humanidad. La segunda actitud, afín a la compasión de Howell, fue la solidaridad.  

No por ser un hombre de palabra, o por permanecer casi siempre con un semblante serio e impasible, tiene que ser la persona con menos carisma que haya existido sobre la faz de la tierra, y eso se refleja en su actitud normalmente desenfadada. Howell es poseedor de un humor un tanto extraño, pues si hay algo chocante dentro de esta personalidad caballerosa son sus chistes baratos, sus bromas y comentarios directos al ego ajeno, y el afán por apuntar y disparar deliberadamente sobre todos aquellos que se sienten superiores. Siendo un hombre honorable y de principios esclarecidos denota cierta controversia en el adversario. Ser observador, además de ser una virtud por excelencia, es también una notoria ventaja en cuanto a técnicas de desarme se refiere: estudia primero a su adversario, lo observa - valga la redundancia - y almacena en su mente todos los puntos débiles en el campo de batalla. De tal manera, el éxito casi siempre está asegurado. Nunca intentes subestimarlo por que acabarás perdiendo.

Los gustos de Howell son variopintos. Su pasión por la lectura va más allá de los límites establecidos – un rasgo que heredó de su madre y su ferviente amor por los libros –. Otro de los rasgos más distintivos de la personalidad de Howell, es su carácter fuerte y determinante – herencia de su padre, el príncipe Adam –, además, de sus dotes y cualidades artísticas para el dibujo, la composición musical, y su hábil destreza en el manejo de la espada. Casi siempre se ha mostrado como alguien solitario, que posee talento para el mandato y, en determinadas ocasiones, un halo de grandeza que lo envuelve. Un príncipe con verdadera soltura y habilidad para solucionar los problemas en los que se inmiscuye, directa o indirectamente, entregado a su familia y a vivir la vida mientras pueda, siendo consciente siempre de todo lo que sucede a su alrededor y de los posibles riesgos que amenazan la seguridad de su familia. Desquiciantemente tranquilo, soñador pero no en exceso, correcto, algo presuntuoso y dudoso con respecto a los objetivos y fines de todo aquel que le rodea. La disciplina y dureza auto impuestas por él mismo prácticamente rigen su vida, haciendo que Howell sea un hombre de costumbres bien arraigadas e imantadas a su vida. Hacerlo cambiar de opinión no es una tarea fácil, por no decir imposible. Exigente hasta tal punto que basta una mirada suya para que realmente te des cuenta de que lo estás haciendo rematadamente mal.

¿Y cómo es Howell en las relaciones? ¿Cómo es el príncipe dentro de ese terreno de juego llamado amor? Para llamar la atención de un hombre como Howell una mujer debe ser más que una cara bonita para que puedan ser merecedoras de su fidelidad, tiempo y compañía; pues Howell en ese aspecto es estricto, porque una mujer debe de tener recursos, ser fiel a sus ideales. Pero esto no quiere decir que Alphonse no haya experimentado la atracción, la curiosidad, que en el peor de los casos fue alto el precio que tuvo que pagar al conocer una joven hechicera que quedó prendada a primera vista de Howell. Sin embargo, él al no corresponderle de la misma manera, lo maldijo con un hechizo de desfiguración y lo condenó a vivir como un marginado.  

En Storybrooke, es un joven particular de personalidad cerrada e introvertida, un chico con serios problemas de socialización, quien difícilmente se acerca a otras personas. Encontrarás difícil siquiera intentar descifrar lo que pasa por su cabeza, lo que piensa o siente; su vida es suya y no pretende dejar que nadie más se inmiscuya lo suficiente en ella como para conocer más de lo que se necesita. Su infancia estuvo marcada por la muerte de sus padres, quienes perdieron la vida en un incendio que no solo dejó heridas físicas si no también emocionales en Alexandre. Silencioso y demasiado reservado, llegar a conocerle en profundidad es tan difícil como ganarse su confianza. El sarcasmo y la ironía son sus lenguas maternas, ve como algo natural el hablar de forma despectiva con quienes, a su criterio, no dan la talla para siquiera acercarse y detallen su rostro surcado de cicatrices; prefiere ignorar a casi todo el mundo a su alrededor, no necesita de amistades ni seres cercanos y realmente son pocos los seres con los que disfruta estar en compañía.  

En alguna parte de su ser, Alexandre aun puede ser una buena persona, retazos que preserva de quien es en realidad. Sin embargo, te reto a encontrar a esa persona, a pasar a través de todo el dolor y la amargura que siente. Es un camino difícil, lleno de obstáculos impuestos por él mismo, planeados para que los demás no sean capaces de ver quien es - o puede ser - en realidad, de encontrar la bondad de su persona, de llevarle por un buen camino donde no necesite ser un verdadero bastardo con todo el mundo... Un poco porque, con todas las dudas que puede tener sobre su manera de accionar, él es como es y no hay motivos que lo hagan cambiar.

Alexandre nunca olvida, para él no hay rostros desconocidos, no si los ha visto al menos una vez en su vida, no hay palabras que no queden grabadas en su mente a menos que él no lo desee así, y aunque alguna que otra persona le resulta indiferente y pasa de su existencia hasta que se vuelve necesaria, si intentaste hacer que la pasara mal... O peor aún, lo lograste, ten por seguro que aprovechará cualquier momento de debilidad para devolverte el favor. Rencoroso, por supuesto; la palabra 'perdonar' está en su diccionario mental, pero se le dificulta demasiado aplicar su significado. No obstante, si consigues acercarte lo suficiente al témpano de hielo que representa su corazón, quizás pueda hacer una excepción a la regla.
     
Príncipe Howell
Familia

Príncipe Adam (Padre)
Princesa Bella (Madre)
xxxx xxxx (Hermano menor)
xxxx xxxx (Hermana menor)
Princesa Eirian (Hermana menor)

Amistades

text
text

Romances

Princesa Emma
text

Enemigos

text
text
avatar
нarley qυιnn
Storybrooke
Storybrooke

Mensajes : 12
Puntos : 0
Desde : 05/10/2012
Edad : 26

Ver perfil de usuario http://the-------greylady.tumblr.com

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.